Páginas

martes, 25 de abril de 2017

Sweet Peach Glow de Too Faced / Obsesión por el brillo

Hola holita a todas! Después de unos días de desconexión y descanso vuelvo a la carga (en breves tendréis nuevo vídeo en el canal). Hoy os enseño una paleta que estaréis cansada de ver pero es que tan bonita que necesitaba enseñarosla, si la tenéis sabéis de lo que hablo y si no, tendréis que salir corriendo a haceros con ella. Se trata de la Sweet Peach Glow de Too Faced.



Antes de nada, contaros lo que me pasó en Sephora, que solo sigo yendo porque venden marcas que no encuentro en otro sitio. Compré mi paleta y me fui tan feliz a casa (sin muestras de nada a pesar de que las pedí). Llego, abro mi paleta y me encuentro con una alarma pegada que no podía despegar sin cargarme la paleta ¿De verdad es necesario pegar la alarma? ¿No hay otra forma de proteger el producto de los robos que estropeando el envase? Dependientas de cualquier tienda, cuando me gasto mi dinero en algo (ya sea caro o barato) espero que esté en las mejores condiciones. Escribí a atención al cliente y su solución era que fuera a la tienda a que me la cambiaran, cosa que si esta tenía la pegatina imagino que el resto también. Por suerte, las RRSS nos unen y otra compañera me dijo que la retirara con el secador y un poco de alcohol. Gracias a ella me ahorré un mal rato y un paseo a la tienda. Sólo me ha quedado un ligero rastro de la dichosa alarma de las narices.

A partir de ahora yo abro las cajas antes de salir de la tienda, paso de llevarme más disgustos y cabreos.




Y ya volviendo a la paleta. ¿Puede ser más bonita? Yo no me suelo guiar por el packaging pero esta paleta me llamaba con cantos de sirena. Y es que encima me ha dado fuerte con los iluminadores y llevo este año comprados ya 3 y otros que tengo fichados.



La paleta es metálica y cierra con imán. Aunque no tiene pestaña para cerrarse la paleta no se abre si la llevamos en el neceser o en el bolso. Es bastante robusta y eso me gusta. El espejo ayuda mucho, me parece un envase muy acertado.


En el centro encontramos el colorete, a la izquierda el iluminador y a la derecha el bronceador. 



Es que hasta los dibujos impresos en el polvo son monos, con esos melocotones tan atractivos.



Y huele, ¡ay madre como huele! en serio sólo con abrirla las fosas nasales se inundan de ese olor a jugo de melocotón y se te hace la boca agua. El polvo es fino y sedoso, no es nada polvoriento y las partículas de brillo no son cantosas o llamativas, son muy sutiles.



Son tonos muy claros, perfectos para las pieles más claras como la mía. Deja un halo luminoso en el pómulo que no es para nada exagerado. El bronceador es el que menos uso, pero porque también tienen esas partículas brillantes que no me gustan para hacer el contorno, pero creo que acabaré usando como colorete.



Hay que tener en cuenta que no es un colorete hiper-pigmentado, es más bien un ligero rubor por lo que si estas acostumbrada a cierto tipos de coloretes puedes pensar que no sirve para nada, pero que una vez que te ves a la luz de la calle el rostro adquiere un tono saludable y luminoso.



Le estoy dando tanto uso que ya empieza a desaparecer el dibujo 😐😐Da pena pero para algo se compran las cosas ¿No?

Aquí podéis ver como quedan los tonos en mi piel mega-blanca y sin difuminar.


La paleta cuesta 40€, pero con el descuento de 6€ por compras superiores a 40€ por mi cumpleaños y un cheque Ipsos de 20€ conseguí la Sweet Peach Glow por tan solo 14€ ¡A ver quien se resiste a ese chollo!

¿Qué os parece? ¿Os gusta la Sweet Peach Glow? Contadme!! Hasta la próxima!!



3 comentarios:

  1. Que bonita la paleta, y valla tela lo de la alarma..
    un beso guapa!

    ResponderEliminar
  2. ¡Pero qué bonita es esta paleta! Yo tengo la paleta de sombras "Sweet Peach" y también me encanta.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. Yo no picaré gracias al olor a melocotón, que no me va nada, pero bonita es un rato.
    Besos!

    ResponderEliminar

Todo comentario es bien recibido si es expresado con educación y respeto :)